En este 2021, y como viene siendo habitual, el Ayuntamiento de Bonares ha llevado a cabo diferentes actividades para celebrar, en la medida de lo posible, el Día Internacional del Orgullo LGTBI.

Las concejalías de Juventud e Igualdad prepararon diferentes iniciativas, todas ellas con un trasfondo puramente reivindicativo y social, que se han desarrollado a lo largo de las tardes del martes y del jueves de esta semana. En la primera de ellas, se pintó la bandera del Orgullo en una de las zonas más transitadas del pueblo, y, en la otra, se llevó a cabo una lúdica yincana y la lectura del manifiesto.

El 28 de junio se conmemora del Día Internacional del Orgullo LGTBI y, por ello, este mes de junio se ha convertido, prácticamente, en el del Orgullo en Bonares. El 8 de junio, el consistorio bonariego comunicaba a sus vecinos que la bandera del Orgullo ya se encontraba colgada en la fachada del Ayuntamiento. Un hecho que demuestra el compromiso y el apoyo de este gobierno municipal con el colectivo LGTBI.

Además, ese día ya anunciaba que, desde el Ayuntamiento, se habían preparado diferentes actividades “para visibilizar la lucha contra la discriminación por orientación sexual o identidad de género”, al mismo tiempo que animaba a todos los bonariegos y bonariegas a participar de dichas actividades y a celebrar todos los tipos de amor.

El martes 22, a las 19:30 horas, comenzaba la primera acción programada por las concejalías de Juventud e Igualdad en honor a las reivindicaciones que envuelven a este Día. En ese martes, tuvo lugar la pintada de la Bandera del Orgullo sobre las escaleras que llevan a las pistas, en la zona del mercadillo. La razón para elegir este lugar se basa en que se trata de un sitio bastante transitado por la sociedad bonariega y, especialmente, por la juventud, hecho que pone en valor la importancia de educar y concienciar sobre la igualdad y la diversidad desde edades tempranas.

Por su parte, el jueves 24, las actividades también comenzaron a las 19:30 horas con la lectura del habitual manifiesto. Este año fue pronunciado por una joven bonariega, Rocío Coronel, y se centró, especialmente, en la importancia de seguir luchando por conseguir la igualdad que merece este colectivo y en reivindicar que se trata de una lucha social que nos concierne a todos y a todas, pues, a pesar de los avances, todavía se siguen produciendo situaciones de discriminación al colectivo LGTBI, como demuestran los datos aportados en la lectura.

Acto seguido, tomó la palabra Juan Diego González, presidente de la Asociación Mariliendres, para explicar cómo iba a desarrollarse la yincana del Orgullo, organizada por ambas concejalías y con la colaboración de esta asociación. Una competición lúdica en la que participaron un gran número de pequeños y jóvenes bonariegos, quienes tenían que superar distintas pruebas a lo largo de un colorido recorrido que finalizaba con la obtención de un obsequio relacionado con el colectivo LGTBI, con la igualdad y con la visibilidad que se reivindica en un día como el 28 de junio.

Así mismo, cabe decir que la Asociación Mariliendres fue la candidata perfecta para llevar a cabo esta actividad, ya que se trata de una asociación que lucha por la igualdad y la visibilidad del colectivo LGTBI. De esta forma, Juan Diego González y los demás miembros de esta asociación, consiguieron, de una forma lúdica y amena que pequeños y no tan pequeños disfrutaran al mismo tiempo que tomaban conciencia de la importancia que tienen las reivindicaciones de ese día.

Así pues, tanto con esta como con el resto de actividades, las áreas gubernamentales de Igualdad y Juventud pretendían, tal y como señalaron mediante las redes sociales del consistorio bonariego, “fomentar la educación en valores y el respeto en el mes de la diversidad”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.